Noche 70 aniversario:


En la noche del pasado lunes, el Club de Automóviles Sport convocó a socios, autos y amigos de todos los tiempos para celebrar que está a solo 30 años de su primer centenario. Este aniversario encontró a la institución con el brillo que sus fundadores soñaban: desbordante de actividad, una sede admirable, autos con historias fabulosas de ayer y hoy, con old timers del primer día, de los segundos días y jóvenes que recién estarán maduros para el siglo del CAS...


Una muestra de los autos que cuentan el camino desandado en estos 70 años descansaban sobre el empedrado. Un BMW 328 de 1938, modelo insignia del Sport por haber sido inspiración para su escudo y primer ganador del club, lucía inmaculado al borde de la pérgola. A su lado un Allard J2 Cadillac nos recordaba la participación de socios del SCCA de Estados Unidos en los 1000 Kilómetros del '54 organizados por el club; en un vehículo idéntico a este había participado nada menos que Carroll Shelby. Una Bugatti Type23 Brescia da una pincelada del protagonismo actual de socios y amigos del club en la Mille Miglia storica. El Healey Silverstone de los Iriarte es otro modelo referente de un tiempo de las carreras de velocidad del club. Un capitulo aparte merece el mismísimo Gardner que fuera de los Dellepiane, el auto de la vuelta al mundo en 80 días y una valija de anécdotas e historias que solo los hermanos Dellepiane podrían contar. Uno de los Hudson de Domingo "Mingo" Bucci nos remite al ovalo rafelino que también han sabido conquistar algunos socios del CAS. A su lado el Alfa Romeo 2000 GT Veloce (la Bertone para los del barrio) de Luis tiene registros históricos de carreras de velocidad, decenas de 1000 Millas y Gran Premio Argentino Histórico: la versatilidad es una característica de los autos CAS.

Un despampanante Mercedes Benz 300 SL Roadster nos remite al auto personal de un socio honorario: Don Juan Manuel Fangio. A su derecha un Lancia Aurelia B20 GT nos cuenta sobre los incansables Gran Turismo que siempre estuvieron presentes. El ASA monofaro que fuera de "Maiquel" Dellepiane es pura verdad del CAS: el arquetipo del Sport Nacional y un jugador de toda la cancha: velocidad, rally, gymkana, tierra, asfalto, ripio, lluvia, agua, gas-oil, samaritano, apurate que se caga el nene, absurdos, heroicas y de las que vendrán. Al lado suyo una de las "2 Montreales": la colorada de los últimos 1000 Kilómetros, hermanita de la verde de las primeras 1000 Millas. Porsche y RS también han sobrevolado varias décadas en el club, como los 550 de los 1000 Kilómetros de los 50s (y que hasta los 80s siguió triunfando en velocidad...) hasta el 993 que se destacara en velocidad a manos de el Hugo José y quien trajera a esta celebración una versión de póster: un 911 RS del '72. Finalmente una impecable Ferrari 250 PF cabriolet evoca a una marca de la misma edad del club, que siempre ha estado presente en su senda y también a un gran hacedor del club: "Lory" Barra.


Pasando al comedor, el presidente Diego Gutierrez Eguia tomó la conducción del evento para entregar recordatorios y presentes a socios e invitados. Lao Iacona, uno de los autores de la obra que condensa la historia del club en papel, tomó la palabra para hacer una breve reseña de la cronología del club y los autos que acompañaron. En los monitores se proyectó el gran evento del 50 aniversario celebrado en el Hipódromo de Palermo en 1998 y las primeras 1000 Millas allá en 1989. Inmediatamente se cortó la torta de cumpleaños.


Salud!


PD: a altas horas de la madrugada llegó Ito Dellepiane, único testigo presencial de los primeros días del club, quien no podía faltar con su testimonio.

 

Marcelo Beruto.

 


Fotos Miguel Tillous